domingo, 30 de marzo de 2014

Cinco días en Roma. Primer día :)


Llegamos al hostal (Vittoria hostel, Alfredo Capellini 46), pegado a Termini, cutrecillo pero decente. Y sobre todo, tirao (15€/noche/pap); nos ponen una habita individual con baño privado, sin subir el precio ¡yiiiijah! 
Emi, una china súper sonriente a la que hemos rebautizar como Angelina Amandine de todos los santos. 

El barrio no es de los mejores, las calles están aún más meadas que el resto, pero es tranquilo. 





La entrada me encanta. 





Mirad las vistas. 


Comimos en Panella, un sitio cuki y algo caro pero de-li-cio-so. 
Comimos una especie de bocata de pizza #orgásmica (no me acuerdo cómo se llama) de mortadela, pizza de verduras y alcachofa con ajo y especias. Salimos a 13,90€. 
Está en Vía Merulana 54. 



Say CRUNCHYYY :)


Ya nos pusimos las pilas y bajamos al foro imperial, viendo el Coliseo, arcos e iglesias varias. 






Y esta creo que es la casa de La gran belleza. ¿No?



Nos comimos un (par) de helados y dos cafés por un robo a mano armada #turistada y paramos, derrengadísimas en mi Piazza Navona. 






Volvimos subiendo a Piazza di Spagna, fontana di Trevi, hicimos comprita en el Spar de ahí al lado: fruta, monyork y lácteos. 



Silvia se hizo una zopita, deliciosa y yo un #desayunodeprincesa con pan de molde, monyork, ricota y cantidad de albahaca. Postre fresitas, fresones y goyur de coco. 




Ah y también focaccia crujiente en cachitos con una pasta de trufa blanca de lágrima. 
Y eso es todo. Hoy pretendemos no salir ardiendo en Vaticano. 
Perdonad por la cutrez de actualización, en el móvil es un verdadero coñazo. 

 


¡Océanos de amor! ❤️